domingo, 13 de noviembre de 2011

Inevitable

Preparate para morir. Tenes los minutos contados. Te miro. Te estoy siguiendo los pasos. No hay sentimientos. Ni remordimientos. Está escrito. Es tu destino. No lo lamento, asi son las cosas. No puedo permitir que te escapes. No. No te apures, no corras...Estoy a un paso. Es sólo cuestión de segundos, son tus últimos instantes. No temas. Será rápido, un golpe seco, certero. Una muerte instantánea. No sentirás dolor, te lo prometo. Y sin más , baje el zapato y la aplaste.

18 comentarios :

  1. Avisada estaba.
    Que hubiera sido más lista.

    Una menos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, claro, yo le avise.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Ufff,casi me da algo pensando quién iba a morir,niña!
    Pero el final me encanta:
    Odio los bichos en generaly esos en concreto me repugnan.
    Bien hecho pues.
    :)
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Que susto!!..estaba pensando en quien seria, el porque de esa muerte violenta..
    Me horrorizan, no puedo ni pronunciar su nombre..yo ni puedo aplastarlas con el zapato..a lo mas me pongo a gritar ..y que alguien lo haga por mi.
    Menuda entrada amiga..me ha encantado
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. A mi me pasa igual Marinel.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Gracias JValentina, es mejor que alguien se deshaga de ellos por nosotras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Te imaginé como una gran sádica asesina... y luego no eras tan mala.
    Fenomenal, Gamyr.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Menos mal, jajajaja. Gracias Towanda. Otro abrazo para vos.☺

    ResponderEliminar
  9. En nuestro mundo los insectos son insignificantes, pero "nuestro mundo es tan pequeño para el universo" que me pongo a pensar... ¿Lo mismo sentirá la parca cuando a los humanos les llega la hora?...

    Leerte es doblemente delicioso. Uno por lo bien que lo haces y dos por los giros sorprendentes que le das a tus relatos, donde como ahora, a partir de un bicho, me dejas filosofando ja, ja, ja.

    ¡Una flor para ti!

    ResponderEliminar
  10. Es bueno filosofar de vez en cuando, creo que nuestro paso por la vida no es insignifacante, dejamos recuerdos, "hacemos huella al andar".
    Gracias por la flor.
    Un cariño.

    ResponderEliminar
  11. Me siento mal por lo que has hecho
    ¿Y si tenía cucarachicitas?
    ¡Las dejaste huerfanas!
    ¡Y quién les dará de comer ahora?

    Tamally maak

    ResponderEliminar
  12. Era "cucaracho", jajajaja, no te preocupes :)
    Beso Daniel.

    ResponderEliminar
  13. lejos de filosofar como Juan Carlos, yo pensaba en mí, corriendola con el aerosol. No podría pisarla, asquito superior

    besote

    ResponderEliminar
  14. El aerosol es más efectivo es cierto, pero despues igual hay que levantarla y tirarla no?
    Besos Lau.

    ResponderEliminar
  15. Tal y como lo cuentas resulta un poquito cruel, habrá que plantearse si lo de aplastar bichitos estará tanbien como nos parece.
    En fin muy divertido, me ha dejado con una sonrisa...
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. No fue mi intención ser cruel, solo quise darle un toque de humor.
    Un beso Asun.

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme tu comentario :)